ESTUDIA GRIEGO


ESTUDIEMOS GRIEGO DEL NUEVO TESTAMENTO
_____________________________________________________________________

LECCIÓN I
_____________________________________________________________________

1 MORFOLOGÍA DEL VERBO
La memorización de ciertos signos o indicadores le ayudará a identificar los verbos. Analice y trate de deducir el “tema verbal.” Una vez que haya descubierto ese tema verbal, todo el resto de la información pertinente se encontrará en el diccionario.
1.     Tiempo
Tema verbal (sin nada más) = presente
Aumento más tema verbal = imperfecto
Infijo ς = futuro
Infijo ε con contracción = futuro
Infijo σα = aoristo
Tema verbal alterado = aoristo
Reduplicación = perfecto
Infijo κα = perfecto
Ninguna vocal temática = perfecto
Aumento más reduplicación = pluscuamperfecto
Infijo θη = aoristo pasivo
Infijo θης = futuro pasivo
2.     Modo
Tema verbal = indicativo
Vocal temática = subjuntivo
Infijo οι (αι, ει) = optativo
Terminaciones imperativas = imperativo
Terminaciones ειν o αι = infinitivo
Infijo μεν = participio medio o pasivo
3.     Voz
Tema verbal = activo (o significado activo si es deponente/defectivo)
Tema verbal más terminación media o pasiva = medio o pasivo
Infijo θη = aoristo pasivo
Infijo μεν = participio medio o pasivo
Terminación σθαι = infinitivo medio o pasivo












 ________________________________________________________________________

LECCIÓN II

_________________________________________________________________________ 

2 SINTAXIS
Adjetivos
Hay más de 7600 adjetivos en el NT Griego. Además, los participios y las frases preposicionales pueden servir como adjetivos. Un adjetivo está en concordancia con el nombre u otro sustantivo al cual modifica: es decir que concuerda con el sustantivo en género, caso y número. Los adjetivos pueden ser atributivos, predicativos o sustantivados.
Uno puede recordar las posiciones adjetivales con este recurso mnemotécnico:
L = “el, la, los, las” (o sea, el artículo definido)
A = adjetivo o participio atributivo
N = nombre u otro sustantivo
Entonces, la primera posición atributiva es LAN = artículo + adjetivo + nombre
Posiciones Atributivas

Atributivos Sin Artículo
AN

NA
Primera Atributiva
LAN
Segunda Atributiva
LNLA
Tercera Atributiva
NLA
Posiciones Predicativas

Primera Predicativa
ALN
Segunda Predicativa
LNA
Adjetivos atributivos
Los adjetivos atributivos modifican directamente a un sustantivo.
καλὸς ἀνθρώπος, o

ἀνθρώπος καλός
= un buen hombre
ὁ καλὸς ἀνθρώπος, o

ὁ ἀνθρώπος ὁ καλός
= el buen hombre
EJEMPLOS:
Atributivo Sin Artículo, Orden Adjetivo-Nombre (AN)
ἑπτὰA ἀδελφοὶN ἦσαν (Mc 12:20)
Hubo siete hermanos
Atributivo Sin Artículo, Orden Nombre-Adjetivo (NA)
αὐτὸς δὲ βαπτίσει ὑμᾶς ἐν πνεύματιN ἁγίῳA (Mc 1:8)
Pero él os bautizará en el Espíritu Santo
Primer Orden Atributivo (LAN)
σὺ τετήρηκας τὸνL καλὸνA οἶνονN ἕως ἄρτι (Jn 2:10)
Tú has reservado el buen vino hasta ahora
ἀναστήσω αὐτὸν τῇL ἐσχάτῃA ἡμέρᾳN (Jn 6:54)
Yo lo resucitaré en el día final
Segundo Orden Atributivo (LNLA)
Ἐγώ εἰμι ὁL ποιμὴνN L καλόςA (Jn 10:11)
Yo soy el buen pastor
τὴνL δόξανN τὴνL ἰδίανA ζητεῖ (Jn 7:18)
Su propia gloria busca
Tercer Orden Atributivo (NLA). Este orden es más común con participios atributivos que con adjetivos.
εἰρήνηνN τὴνL ἐμὴνA δίδωμι ὑμῖν (Jn 14:27)
Mi paz os doy
Adjetivos predicativos
Verbos como εἰμί pueden tomar un sustantivo nominativo o un adjetivo en el predicado. Si la oración no tiene ningún verbo copulativo, hay que suplir alguna forma de “ser” o “estar” en la traducción. Algunos adjetivos (por ej., πᾶς, ὅλος, ἴδιος) ocurren con frecuencia en el orden predicativo, aunque tengan un sentido atributivo. Los adjetivos predicativos nunca llevan artículo.
ὁ ἀνθρώπος καλός, o

καλὸς ὁ ἀνθρώπος
= El hombre es bueno
EJEMPLOS:
Primer Orden Predicativo (ALN)
μακάριοιA οἱL πτωχοὶN τῷ πνεύματι (Mt 5:3)
Los pobres en espíritu son bienaventurados
καλὸνA τὸL ἅλαςN (Mc 9:50)
La sal es buena
Segunda Orden Predicativo (LNA)
τὸL μὲν πνεῦμαN πρόθυμονA L δὲ σὰρξN ἀσθενήςA (Mc 14:38)
El espíritu está dispuesto, pero la carne es débil
καὶ ὁL ἄνθρωποςN οὗτος δίκαιοςA καὶ εὐλαβήςA (Lc 2:25)
Y este hombre era justo y piadoso
Predicativo con Nombre Sin Artículo
μακάριοςA ἀνὴρN ὃς ὑπομένει πειρασμόν (Stg 1:12)
El hombre que soporta la tentación es bienaventurado
Predicativo con Verbo Copulativo. Aquí, el verbo es explícito.
A θεὸςN ἀληθήςA ἐστιν (Jn 3:33)
Dios es veraz
Adjetivos sustantivados
Adjetivos sustantivados típicamente tienen el artículo definido; funcionan precisamente como nombres.
ὁ καλός
= El buen hombre, el bueno
καλοί
= Buenos hombres, buena gente
αἱ καλαί
= Las buenas mujeres
EJEMPLOS:
εἰς τὰ ἴδια ἦλθεν, καὶ οἱ ἴδιοι αὐτὸν οὐ παρέλαβον (Jn 1:11)
A lo suyo [neutro = a sus propias cosas] vino, pero los suyos no lo recibieron
μακάριοι οἱ καθαροὶ τῇ καρδίᾳ (Mt 5:8)
Los limpios de corazón son bienaventurados
Casos
El griego es un idioma de inflexiones: los nombres y otros sustantivos tienen terminaciones especiales (también llamadas “declinaciones”) para señalar su función en la oración. Algunos gramáticos identifican ocho casos; sin embargo, en el período del griego koiné, sólo había cinco. Dado que la forma vocativa siempre se usa para dirigirse a alguien, no la analizaremos más.
Los otros cuatro casos no tienen sentidos básicos tan fácilmente definidos. Por tanto, explicaremos las diversas maneras en las que comúnmente se usaban. Hay que tener en cuenta que nuestras clasificaciones de los casos—y más allá, de los tiempos—no son autoritativas ni irrebatibles. Sencillamente ofrecemos ciertos usos por conveniencia, dibujando una serie de categorías modernas para ayudarlo a pensar en el texto con más cuidado. No obstante, a fin de cuentas, el matiz particular del uso del caso depende del significado del sustantivo y de su conexión con las otras palabras en la oración. Con respecto a cualquier sustantivo, busque la clasificación que parece más cerca de la idea del autor: es decir, la que ofrece la interpretación más obvia y natural en su contexto.
No siempre es fácil poner una etiqueta clara sobre alguna palabra. Esto es completamente natural, dado que estamos tratando de poner la comunicación humana en categorías modernas pulcras. Dos palabras de consejo serán suficientes: primero, lo que el autor quiere decir es usualmente bien claro, aun cuando no se pueda categorizar limpiamente. Segundo, parte de la tarea exegética es poder apoyar nuestro mejor análisis del uso del caso desde el contexto y otros factores. Un comentario serio proveerá tal justificación, e indicará los pasajes donde elegir entre un Genitivo Subjetivo y un Genitivo de Fuente, alterará la interpretación del mensaje del autor.
Puesto que las preposiciones determinan la selección de caso, clasificaremos solo los usos de los casos sin preposiciones. Sencillamente traduzca la preposición y el nombre como son, sin ningún significado extra para el caso.
Los cinco casos
Aposición. Cualquier caso puede estar al lado de un nombre del mismo caso (nominativo con nominativo, por ejemplo) para dilucidarlo más. Aquí, las aposiciones responden a la pregunta implícita, “¿Cuál Felipe?” o “¿Cuál David?” Sustantivos en aposición frecuentemente tienen el artículo definido.
Φίλιππος ὁ εὐαγγελιστής
Felipe el evangelista
Ἰεσσαὶ δὲ ἐγέννησεν τὸν Δαυὶδ τὸν βασιλέα (Mt 1:6)
Isaí engendró al rey David
Los casos oblicuos (es decir, genitivo, dativo y acusativo) y referencias temporales
Un sustantivo de “tiempo” (hora, día, año) puede decir algo distintivo sobre la acción, depende de su caso:
Genitivo
Tipo de Tiempo
(enseño de día)
Dativo
Punto de Tiempo
(enseño el tercer día)
Acusativo
Duración de Tiempo
(enseño por doce horas)
Estas categorías no son cerradas; por ej., de vez en cuando el nominativo (Lc 9:28) o el dativo (Lc 1:75) denota duración de tiempo.
Nominativo
1. Sujeto. Muy a menudo, este caso indica el sujeto de la oración.
Καὶ ἄλλος ἄγγελος ἦλθεν καὶ ἐστάθη (Ap 8:3)
Y otro ángel vino y se paró
διὸ καὶ ὁ θεὸς αὐτὸν ὑπερύψωσεν (Flp 2:9)
Y por eso Dios también lo exaltó
2. Predicado Nominal. Los verbos copulativos (εἰμί, γίνομαι, ὑπάρχω) no emplean un objeto directo; en su predicado, emplean el nominativo. En el tercer ejemplo, uno da por sentado el verbo copulativo.
Καὶ ὁ λόγος σὰρξ ἐγένετο (Jn 1:14)
Y el Verbo se hizo carne
δοῦλοι ἦτε τῆς ἁμαρτίας (Ro 6:20)
Vosotros erais esclavos del pecado
τὸ γὰρ φρόνημα τῆς σαρκὸς θάνατος (Ro 8:6)
Porque el ocuparse de la carne es muerte
¿Cómo determinar cuál nominativo es el sujeto, y cuál el predicado nominal? En orden descendente...
Si solo uno es un pronombre personal, demostrativo o relativo, este es el sujeto:
καὶ οὗτος ἄρχων τῆς συναγωγῆς ὑπῆρχεν (Lc 8:41)
Y él era un alto dignatario de la sinagoga
Si solo uno tiene el artículo definido, este es el sujeto:
καὶ θεὸς ἦν ὁ λόγος (Jn 1:1)
Y el Verbo era Dios
A falta de esos—el sustantivo que aparece primero es el sujeto:
καὶ ἡ ἁμαρτία ἐστὶν ἡ ἀνομία (1 Jn 3:4)
Y el pecado es iniquidad
3. Nominativo usado como Vocativo. Tenga el sustantivo una forma vocativa o no, el nominativo se puede utilizar para dirigirse.
ἀπεκρίθη Θωμᾶς καὶ εἶπεν αὐτῷ, Ὁ κύριός μου καὶ ὁ θεός μου (Jn 20:28)
Tomás respondió y le dijo: — ¡Señor mío y Dios mío!
4. Nominativo Absoluto. En títulos, salutaciones, exclamaciones y expresiones proverbiales, el nominativo puede encontrarse sin conexión gramatical con el contexto.
Παῦλος κλητὸς ἀπόστολος Χριστοῦ Ἰησοῦ… (1 Co 1:1)
Pablo, llamado a ser apóstol de Jesucristo…
Ὦ βάθος πλούτου καὶ σοφίας καὶ γνώσεως θεοῦ (Ro 11:33)
¡Profundidad de las riquezas, de la sabiduría y del conocimiento de Dios!
5. Nominativo Pendiente (Nominativus pendens). Raro. Aquí, el nominativo no concuerda con el resto de la oración. En el siguiente ejemplo, parece que el participio nominativo debiera ser genitivo, para concordar con “saduceos.”
τινες τῶν Σαδδουκαίων, οἱ ἀντιλέγοντες ἀνάστασιν μὴ εἶναι (Lc 20:27)
Algunos de los saduceos, los que niegan que haya resurrección…
6. Apelativo (o Nominativus tituli). Muy raro. El nominativo puede indicar un nombre propio cuando parece que se requiere otro caso. En este ejemplo, Ἀπολλύων está en aposición al Objeto Directo acusativo ὄνομα; sin embargo, es nominativo.
ἐν τῇ Ἑλληνικῇ ὄνομα ἔχει Ἁπολλύων (Ap 9:11)
En griego tiene el nombre Apolión
Genitivo
El genitivo tiene una variedad amplia de uso, y normalmente describe otro sustantivo. Como último recurso, se puede traducir con “de”.
1. Posesivo. Normalmente, el genitivo indica pertenencia; también, relaciones personales y familiares.
Σὺ εἶ ὁ Χριστὸς ὁ υἱὸς τοῦ θεοῦ τοῦ ζῶντος (Mt 16:16)
Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente
Ἴδε ὁ ἀμνὸς τοῦ θεοῦ ὁ αἴρων τὴν ἁμαρτίαν τοῦ κόσμου (Jn 1:29)
¡Este es el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo!
2. De Parentesco. Una aplicación especial del genitivo posesivo encontrada quizás una docena de veces en el NT y que indica una relación familiar. La palabra de pariente se omite; la oración conserva su artículo, y la palabra omitida debe inferirse (un artículo masculino usualmente significa “hijo de”).
Εὗρον Δαυὶδ τὸν τοῦ Ἰεσσαί (Hch 13:22)
He hallado a David, [hijo de] Isaí…
3. Partitivo. Un genitivo articular (aparte o con ἀπό o ἐκ) puede indicar la totalidad de la que algo es parte. A menudo sigue una cifra o un pronombre indefinido. El tercer ejemplo a veces se llama un “genitivo geográfico.”
οἱ λοιποὶ τῶν ἀνθρώπων (Lc 18:11)
Los demás de los hombres
τινες τῶν γραμματέων εἶπαν (Mt 9:3)
Algunos de los escribas dijeron…
ἐν Κανὰ τῆς Γαλιλαίας (Jn 2:1)
En Caná de Galilea
4. Subjetivo (o Genitivo de Autor). Vinculado con un “nombre de acción,” indica el sujeto o realizador de esa acción. El nombre de acción es lo que distingue este genitivo del Genitivo Posesivo. Un adjetivo que implica un verbo pasivo funciona igual; el genitivo se traduce como “por”, y a veces se llama el “genitivo agente” (tercer ejemplo).
τίς ἡμᾶς χωρίσει ἀπὸ τῆς ἀγάπης τοῦ Χριστοῦ; (Ro 8:35)
¿Quién nos separará del amor de Cristo?
[“amor de Cristo” implica “Cristo nos ama”]
ἐπιθυμία τῆς σαρκός (1 Jn 2:16)
El deseo de la carne
[implica que “la carne desea” algo]
ἐστε καὶ ὑμεῖς κλητοὶ Ἰησοῦ Χριστοῦ (Ro 1:6)
Estáis también vosotros, llamados por Jesucristo
5. Objetivo. Vinculado con un “nombre de acción,” indica el objeto o receptor de esa acción.
ἡ δὲ τοῦ πνεύματος βλασφημία οὐκ ἀφεθήσεται (Mt 12:31)
La blasfemia del [o contra el] Espíritu no les será perdonada
[implica “alguien blasfema al Espíritu,” ver Mc 3:29]
6. Genitivo Absoluto (vea también bajo el uso del Participio Adverbial #11). Un Genitivo Absoluto consiste en una cláusula que contiene un participio genitivo más un sustantivo que concuerda con el participio. El Genitivo Absoluto tiene una conexión floja con el resto de la oración. El nombre genitivo se debe traducir como si fuera el sujeto de una cláusula dependiente, y el participio como su verbo.
Καὶ [γενομένης ὥρας ἕκτης] σκότος ἐγένετο ἐφʼ ὅλην τὴν γῆν (Mc 15:33)
Y cuando llegó la hora sexta, descendió oscuridad sobre toda la tierra
7. Objeto Directo. Muchos verbos exigen un objeto directo genitivo: verbos de percepción (oír, tocar, gustar, olfatear), emoción, regir, acusar, etc.; además, algunos verbos compuestos con κατά.
οἱ νεκροὶ ἀκούσουσιν τῆς φωνῆς τοῦ υἱοῦ τοῦ θεοῦ (Jn 5:25)
Los muertos oirán la voz del Hijo de Dios
8. Material o Contenido.
τὸ δίκτυον τῶν ἰχθύων (Jn 21:8)
La red de peces
ποτήριον ὕδατος (Mc 9:41)
Un vaso de agua
9. Descripción (o Genitivo Hebreo, Genitivo Semítico). Una cualidad que podría describirse con un adjetivo puede expresarse con el genitivo.
καρδία πονηρὰ ἀπιστίας (Heb 3:12)
Un corazón malo de incredulidad; o, un corazón malo e incrédulo
10. Epexegético (o Genitivo de Aposición). En Aposición normal, dos sustantivos en el mismo caso se refieren a la misma cosa. Pero, un Genitivo Epexegético puede seguir un sustantivo de cualquier caso, para identificar ese sustantivo más allá.
ὁ δοὺς ἡμῖν τὸν ἀρραβῶνα τοῦ πνεύματος (2 Co 5:5)
Quien nos ha dado la garantía del Espíritu [o sea, la garantía que es el Espíritu]
11. Comparación. El sustantivo con el cual se hace una comparación es genitivo; alternativamente, se hace con la partícula .
ἰσχυρότερός μού ἐστιν (Mt 3:11)
Es más poderoso que yo
12. Tipo de Tiempo. Indica la distinción de tiempo durante el cual ocurre un evento; por ej., durante el día en lugar de la noche.
οὗτος ἦλθεν πρὸς αὐτὸν νυκτὸς (Jn 3:2)
Este vino a Jesús de noche
13. Precio o Valor.
ἠγοράσθητε γὰρ τιμῆς (1 Co 6:20)
Pues habéis sido comprados por precio
14. Siguiendo un Adjetivo o un Adverbio. El genitivo complementa el significado de esa palabra.
πλήρης χάριτος καὶ ἀληθείας (Jn 1:14)
Lleno de gracia y de verdad
ἀξίως τῶν ἁγίων (Ro 16:2)
Como es digno de los santos
15. Fuente (o Ablativo). La fuente u origen se puede indicar solo con el genitivo, pero con frecuencia se hace con la ayuda de ἀπό o ἐκ (como con ἐξ ἡμῶν en este ejemplo).
ἵνα ἡ ὑπερβολὴ τῆς δυνάμεως ᾖ τοῦ θεοῦ καὶ μὴ ἐξ ἡμῶν (2 Co 4:7)
Para que la excelencia del poder sea de Dios, y no de nosotros
Dativo
1. Objeto Indirecto. El dativo nombra a la persona o la cosa a la que se le hace o se le da algo. En español uno usaría el pronombre indirecto. También, el griego puede denominar el Objeto Indirecto con una preposición.
πάντα ἀποδώσω σοι (Mt 18:26)
Te lo pagaré todo
2. Instrumental (o Medios). El dativo muestra el instrumento o los medios por los cuales se cumple algo. Se usa así con menos frecuencia que con ἐν + dativo.
κατακόπτων ἑαυτὸν λίθοις (Mc 5:5)
Hiriéndose con piedras
τῇ γὰρ χάριτί ἐστε σεσῳσμένοι (Ef 2:8)
Porque por gracia sois salvos
3. Locación (o Locativo). Indica el lugar o la esfera en que la acción sucede. En el griego del NT a menudo se reemplaza con ἐν + dativo.
εἴασεν πάντα τὰ ἔθνη πορεύεσθαι ταῖς ὁδοῖς αὐτῶν (Hch 14:16)
Dios permitió que todas las naciones anduvieran en sus propios caminos
4. Punto de Tiempo.
καὶ τῇ τρίτῃ ἡμέρᾳ ἐγερθήσεται (Mt 20:19)
Y al tercer día resucitará
5. Posesión. Cuando muestra posesión con el dativo, el griego del NT a veces preserva el énfasis clásico en la cosa poseída. Se usa con εἰμί, γίνομαι o ὑπάρχω, y se traduce como si fuera Genitivo Posesivo.
καὶ οὐκ ἦν αὐτοῖς τέκνον (Lc 1:7)
Y no tenían hijo (literalmente, y para ellos no había hijo)
6. Objeto Directo. Algunos verbos que enfatizan una relación personal estrecha exigen un Objeto Directo dativo; por ej., verbos como servir, mostrar, confiar, seguir, relatar, mandar, obedecer, agradecer y algunos verbos compuestos con ἐν, ἐπί, παρά, πρός, o σύν.
ὑπακούουσιν αὐτῷ (Mc 1:27)
Le obedecen
7. Referencia. Muestra un interés más remoto que el del Objeto Indirecto.
τῇ ἁμαρτίᾳ ἀπέθανεν (Ro 6:10)
Con referencia al pecado murió
ἵνα τῷ σταυρῷ τοῦ Χριστοῦ μὴ διώκωνται (Gl 6:12)
Para no ser perseguidos a causa de la cruz de Cristo
8. Ventaja o Desventaja.
ἡτοιμασμένην ὡς νύμφην κεκοσμημένην τῷ ἀνδρὶ αὐτῆς (Ap 21:2)
Preparada como una novia adornada para su esposo
9. Manera. El dativo puede indicar la manera de la acción; de este modo se acerca a un sentido adverbial.
πᾶσα δὲ γυνὴ προσευχομένη ἀκατακαλύπτῳ τῇ κεφαλῇ (1 Co 11:5)
Y toda mujer que ora con la cabeza no cubierta
10. Asociación. Muchas veces el dativo aparecerá solo en una construcción que podría tener σύν + dativo.
εἰς ἀπάντησιν ἡμῖν (Hch 28:15)
Hasta una reunión con nosotros
11. Agencia. Como el agente personal de una acción pasiva, ese dativo es similar a ὑπό + genitivo.
καὶ ἰδοὺ οὐδὲν ἄξιον θανάτου ἐστὶν πεπραγμένον αὐτῷ (Lc 23:15)
Y he aquí, nada digno de muerte fue hecho por este hombre
Acusativo
1. Objeto Directo. El uso más común del acusativo es recibir la acción del verbo transitivo. El segundo ejemplo tiene un Objeto Directo que es el cognado del verbo; frecuentemente se llama el Objeto Cognado, y es enfático.
ὁ ὁμολογῶν τὸν υἱὸν καὶ τὸν πατέρα ἔχει (1 Jn 2:23)
El que confiesa al Hijo, tiene también al Padre
καὶ ἐφοβήθησαν φόβον μέγαν (Mc 4:41)
Y temieron con gran temor (o “sintieron un gran temor”)
2. Sujeto del Infinitivo. Si el infinitivo en sí mismo tiene un sujeto, se encuentra en el acusativo.
ὥστε μὴ δύνασθαι αὐτοὺς μηδὲ ἄρτον φαγεῖν (Mc 3:20)
De modo de que ellos no podían ni siquiera comer pan
3. Acusativo Doble (o Complementario). Ciertos verbos (por ej., de hacer, enseñar, recordar, considerar, recibir, pedir, estimar, probar, llamar, nombrar, apuntar) toman dos acusativos. Ambos son objetos (primer ejemplo), o atribuyen las calidades del primero al segundo (segundo ejemplo).
καὶ ἤρξατο διδάσκειν αὐτοὺς πολλά (Mc 6:34)
Y comenzó a enseñarles muchas cosas
ὑπόδειγμα λάβετε, ἀδελφοίτοὺς προφήτας (Stg 5:10)
Hermanos, tomad como ejemplo…a los profetas
4. Duración de Tiempo o Alcance de Espacio. El primero es mucho más común.
εἶδον τὰ ἔργα μου τεσσεράκοντα ἔτη (Heb 3:9)
Vieron mis obras cuarenta años
εἰς κώμην ἀπέχουσαν σταδίους ἑξήκοντα ἀπὸ Ἰερουσαλήμ (Lc 24:13)
…a una aldea llamada Emaús, que estaba a sesenta estadios de Jerusalén
5. Adverbial (o Manera Respecto a, o Adverbial de Manera; incluye Acusativo de Juramentos). Raro. Denota la manera en la que el verbo o la acción se hace. Se usa con verbos intransitivos, sustantivos y adjetivos. A menudo se traduce como “con respecto a”.
πιστὸς ἀρχιερεὺς τὰ πρὸς τὸν θεόν (Heb 2:17)
fiel sumo sacerdote en lo que a Dios se refiere
Ὁρκίζω ὑμᾶς τὸν Ἰησοῦν ὃν Παῦλος κηρύσσει (Hch 19:13)
¡Os conjuro por Jesús, el que predica Pablo!
6. Acusativo Absoluto. Sumamente raro. La misma construcción que tiene el Genitivo Absoluto; sin embargo, con el caso acusativo. Hch 26:3 y Ef 1:18 son ejemplos posibles.
Los verbos: tiempo y aspecto
Se encuentran el aoristo y el presente más o menos igualmente en el NT, juntos componen más del 80% de todos los verbos y verbales. Por otro lado, se encuentra el pluscuamperfecto menos del 1% del tiempo. En los modos no indicativos, el aoristo es el tiempo rutinario, a menos que haya una razón especial para escoger otro. El aspecto del tiempo presente, por ejemplo, comunica más información que el del aoristo, y a veces comunica aspecto progresivo. Es prudente poner atención cuidadosa al tiempo y al aspecto dentro del sistema de los verbos griegos. Un autor empleará tiempo y aspecto para trasmitir su significado dentro de un párrafo.
Por dicha, últimamente han escudriñado bien el sistema del verbo griego, y tenemos una idea más clara de cómo los escritores antiguos querrían ser entendidos. Las malas noticias son que el sentido exegético de los tiempos todavía se ahoga con ideas erróneas, mucho del desperdicio del siglo XIX. Tome como ejemplo los mitos viejos sobre el aoristo: que es una acción puntual, o que es completa, o que no puede repetirse. Otro mito es que el aspecto del verbo representaba la naturaleza de la acción en realidad. Estas nociones populares no se manifiestan solo en los púlpitos; también, campean en comentarios estimables y en gramáticas estándares. Alguien podría edificar—de hecho, ¡sí han edificado!—sistemas enteros de doctrina sobre un solo “aoristo puntual.”
Es crucial que se trate los tiempos de manera natural: los verbos griegos, como los de otros idiomas, no son contenidos artificialmente construidos, divididos en compartimentos con precisión matemática. Sí, tienen un núcleo de sentido, sin embargo, su sentido está bajo la influencia del contexto, el vocabulario empleado y la convención estilística.
Cada ocurrencia del verbo puede decirle dos cosas sobre la acción:
Principalmente, el tiempo del verbo le dice el ASPECTO, es decir, la clase de acción como el autor/orador quiere representarla. Sus opciones pueden guiarse por otros factores, como el uso convencionalizado de tal aspecto con tal verbo. Aspecto verbal no necesariamente cuenta la historia completa de cómo la acción sucedió en realidad (es decir, el Aktionsart), sino meramente cómo el autor/orador opta por expresarla en este contexto.
Los tiempos griegos comunican tres tipos de aspecto:
imperfectivo (o lineal) = una acción representada como progresiva o continua
Analogía castellana—“él destacaba”
perfectivo (o aorístico) = una acción resumida, presentada en su totalidad
Analogía castellana—“él destacó”
perfecto (o estativo) es, según muchos, un tercer tipo de aspecto = se enfoca en el estado que resulta de una acción previa
Analogía castellana—“él ha destacado,” “escrito está”
En segundo lugar, el tiempo verbal puede decirle el TIEMPO DE LA ACCIÓN, relativo al autor/orador. El elemento de tiempo normalmente se define bien en el modo indicativo (por ej., con el aumento de épsilon en el aoristo y el imperfecto), pero está ausente de los modos no indicativos, incluso los participios y los infinitivos.
El tipo de acción en realidad (Aktionsart) no se puede determinar por el tiempo ni por su aspecto. No obstante, a veces es posible inferirlo de:
1. Información Léxica. Quizás el verbo por su naturaleza refiere a un estado (creer, amar), una acción continua (crecer, correr) o un punto de tiempo (pegar, toser). A menudo los verbos compuestos (aquellos con prefijos preposicionales) ofrecen un Aktionsart claro.
2. Información Contextual. Por ejemplo: “reinaron [aoristo] mil años” significa que la acción en realidad sucedió por la duración de mil años.
Ejemplo 1:
Τεσσεράκοντα καὶ ἓξ ἔτεσιν οἰκοδομήθη ὁ ναὸς οὗτος (Jn 2:20)

En cuarenta y seis años fue edificado este Templo
Aktionsart: “edificar” es, por naturaleza, una actividad continua; el contexto indica una duración de 46 años en la construcción.
Aspecto: con el aoristo, contempla la acción en su totalidad.
Tiempo: en el indicativo, el aoristo típicamente denota tiempo pasado en relación con el orador; eso sirve aquí, pues miran hacia atrás a través de 46 años.
NOTE, sin embargo, lo que el aoristo NO le dice: que el edificar sucedió en un punto de tiempo; que es completo; que es hecho de una vez por todas y nunca repetirá. De hecho, lo que este aoristo particular le dice es lo que el contexto le dice—ilustración de que, aun cuando pueda leer griego, ¡el contexto siempre tiene la última palabra en exégesis!
Ejemplo 2:
ἀπεθάνομεν τῇ ἁμαρτίᾳ (Ro 6:2)

morimos [tiempo perfecto] al pecado
Aktionsart: en el contexto, morir al pecado parece ser la experiencia cristiana común, pero Pablo nunca declara explícitamente si la muerte sucede en un momento o a través de un período de tiempo; la palabra “morir” puede sugerir un punto de tiempo.
Aspecto: contempla la muerte en su totalidad, no piensa en la cronología interna de la acción.
Tiempo: este aoristo implica que Pablo y los cristianos romanos murieron al pecado en el pasado. Eso sí tiene significado teológico, si uno considera que Pablo podía decir que “unos de nosotros hemos muerto al pecado” o “debemos morir” o “moriremos.”
Tiempo, aspecto y modo verbal
Modo Indicativo:
Presente: aspecto imperfectivo, tiempo presente.
Futuro: aspecto perfectivo o imperfectivo, acción o estado esperado.
Imperfecto: aspecto imperfectivo, tiempo pasado.
Aoristo: aspecto perfectivo, tiempo pasado.
Perfecto: aspecto perfecto, estado presente procedente de una acción previa.
Pluscuamperfecto: aspecto perfecto, estado pasado procedente de una acción previa.
Modos No Indicativos: o sea, subjuntivo, imperativo, optativo.
Las formas del verbo en estos modos comunican solo aspecto, y no un elemento de tiempo.
Verbales: participios, infinitivos.
Contrario a la idea corriente, los verbales no comunican ningún elemento de tiempo. En vez de eso, comunican aspecto perfectivo, imperfectivo o perfecto. Los Participios Adverbiales aoristos comunican acción antes del verbo principal sólo cuando el contexto indica eso—por ejemplo, si el participio viene antes del verbo principal. Los participios futuros (12 en el NT) e infinitivos futuros (5, todos menos uno de εἰμί) son la excepción: en sí mismos hablan de eventos esperados o futuros.
Voces
La voz es la forma del verbo que muestra cómo el sujeto se relaciona con la acción. Hay tres voces: activa, media y pasiva. La forma medio-pasiva del presente o del imperfecto tiene un sentido medio o pasivo, determinado por el contexto. Un verbo se llama deponente (o “defectivo”) si la forma media, medio-pasiva o pasiva está en lugar de la forma activa perdida y es activa en sentido.
1. Voz Activa. El sujeto realiza la acción del verbo.
καὶ ὡμολόγησεν καὶ οὐκ ἠρνήσατο (Jn 1:20)
él confesó y no negó (ἀνέομαι es deponente o defectivo)
2. Voz Media. El sujeto realiza la acción del verbo, pero también participa en los resultados o actúa sobre sí mismo, para sí mismo o en su propio interés. Con frecuencia, se usa el pronombre “se” en la traducción castellana. Esté consciente de que hay muy pocos ejemplos de la voz media en el NT: la mayoría de formas medias o medio-pasivas en el NT son deponentes/defectivos, y por lo tanto son activas en su sentido. Lea la descripción del diccionario con cuidado para ver si la voz media tiene un sentido especial. Entonces, con la voz media, παύω (segundo ejemplo) sencillamente significa “cesar.”
Ὁρᾶτε καὶ φυλάσσεσθε ἀπὸ πάσης πλεονεξίας (Lc 12:15)
Mirad, y guardaos de toda avaricia
εἴτε γλῶσσαι, παύσονται (1 Co 13:8)
si hay lenguas, cesarán
3. Voz Pasiva. El sujeto no hace la acción del verbo, sino que es el afectado. O sea, el sujeto recibe la acción del verbo.
ὁ νόμος διὰ Μωϋσέως ἐδόθη (Jn 1:17)
la Ley fue dada por medio de Moisés
Modos
Uno encuentra los verbos en cuatro modos finitos: indicativo, subjuntivo, imperativo y optativo. El infinitivo y el participio a veces se cuentan como modos. El modo indica la relación de la acción con la realidad, como la concibe el orador o autor. Como una definición muy aproximada, uno puede decir que los varios modos afirman la realidad o la posibilidad de la idea verbal. Tenemos que ser muy cautelosos cuando asignamos un grado preciso de posibilidad a cada modo. Hay que probar nuestras definiciones amplias de la realidad, probabilidad o posibilidad denotadas por los modos en cada contexto.
1. Modo Indicativo (empleado 15,610 veces) afirma lo que es real, actual o cierto. Sin embargo, se usa también en oraciones condicionales.
2. Modo Subjuntivo (1827 veces) afirma la posibilidad de que la idea verbal suceda. El contexto indica el grado de probabilidad. Se usa en exhortaciones de la primera persona plural (el subjuntivo exhortativo), en cuestiones deliberativas y en mandatos negativos en el aoristo.
3. Modo Imperativo (1625 veces) es el modo de mandar o rogar. El orador dirige que la idea verbal suceda. Se usa en mandatos, exhortaciones y oraciones.
4. Modo Optativo (68 veces) es el modo de desear, y a menudo usa el subjuntivo castellano. El optativo se extinguía en el período del NT. Sin embargo, se encuentra en oraciones y bendiciones (Optativo Volitivo). Además, se encuentra con ἄν para indicar potencialidad, de allí que se traduce como “quizás” (Optativo Deliberativo). Se encuentra la frase μὴ γένοιτο (“¡de ninguna manera!”) catorce veces en Pablo, una vez en Lucas.
Verbos indicativos
Nuestro propósito es describir cómo funcionan los tiempos en el Nuevo Testamento, para que sepa traducirlos en español. Nuestras definiciones breves del aspecto y del tiempo de los verbos son guías, no mandamientos.
En el griego, los varios usos de cada tiempo no se indican por modificaciones gramáticas. O sea, no es que hay una forma especial para indicar un “aoristo culminativo”—queremos decir que este autor usó este verbo aoristo con énfasis culminativo en esta frase. Los datos del contexto y del diccionario indican el énfasis específico de cada verbo.
Presente indicativo
1. Progresivo. El verbo presente es el tiempo principal para denotar acción presente; como se solapa el comentario de la persona que habla, por lo general se refiere a una acción o estado que continua en el presente. Se puede traducir como presente simple (“desato”) o presente progresivo (“estoy desatando”) depende del contexto y de la palabra.
εἰρήνην ἔχομεν πρὸς τὸν θεὸν (Ro 5:1)
Tenemos paz con Dios
Ῥαββί, ποῦ μένεις; (Jn 1:38)
Rabí...¿dónde moras?
2. Presente de Costumbre. El presente puede denotar cosas que son verdaderas a través de mucho tiempo, y que son verdaderas actualmente. Se expresan muchas verdades teológicas de esta manera.
ὁ θεὸς ἀγάπη ἐστίν (1 Jn 4:8)
Dios es amor
οὐδεὶς ἔρχεται πρὸς τὸν πατέρα εἰ μὴ διʼ ἐμοῦ (Jn 14:6)
Nadie viene al Padre, sino por mí
3. Iterativo. Acción repetida o habitual se puede expresar con el tiempo presente. En el siguiente ejemplo, la frase preposicional es lo que muestra que es acción habitual.
καθʼ ἡμέραν ἀποθνῄσκω (1 Co 15:31)
Cada día muero
4. Histórico (Narrativo). En narrativas, se usa el presente de manera intercambiable con los tiempos pasados; se encuentra con la mayor frecuencia en Marcos, y a menudo con verbos de hablar. Por cambiar al presente, el autor puede hacer la acción más vívida para su lector. Tradúzcalo como un tiempo pasado.
Τῇ ἐπαύριον βλέπει τὸν Ἰησοῦν ἐρχόμενον πρὸς αὐτόν, καὶ λέγει…(Jn 1:29)
Al día siguiente, vio a Jesús que venía hacia él y dijo
5. Gnómico. El presente puede denotar una verdad o proverbio atemporal, o sea, que no es verdadero meramente en el presente ni por un tiempo extendido (cf. “más vale prevenir que curar”). Tradúzcalo como un tiempo presente.
πᾶν δένδρον ἀγαθὸν καρποὺς καλοὺς ποιεῖ (Mt 7:17)
Todo buen árbol da buenos frutos
6. Aorístico. Mientras habla, uno podría utilizar el presente, pero claramente sin ningún pensamiento de acción progresiva. Con frecuencia se encuentra en pronunciamientos.
Αἰνέα, ἰᾶταί σε Ἰησοῦς Χριστός (Hch 9:34)
¡Eneas, Jesucristo te sana!
7. Conativo. Poco frecuente. Se puede emplear el presente con una acción procurada pero no llevada a cabo. A veces es apropiado agregar “procurar” o “tratar de”.
διὰ ποῖον αὐτῶν ἔργον ἐμὲ λιθάζετε; (Jn 10:32)
¿Por cuál de estas obras me apedreáis?
8. Futurístico. Uno puede usar el presente de un evento esperado, especialmente con un verbo de moción. Se traduce como el futuro (primer ejemplo, note que se junta con un futuro) o como un Presente Progresivo o Simple (segundo ejemplo).
πάλιν ἔρχομαι καὶ παραλήμψομαι ὑμᾶς πρὸς ἐμαυτόν (Jn 14:3)
Vendré otra vez y os tomaré a mí mismo
φάγωμεν καὶ πίωμεν, αὔριον γὰρ ἀποθνῄσκομεν (1 Co 15:32)
Comamos y bebamos, porque mañana morimos
Imperfecto indicativo
Casi el 90% de los verbos imperfectos del NT se encuentran en las secciones narrativas de los Evangelios y Hechos, muy frecuentemente con verbos de ser, estar, hablar o ir. El llamado “imperfecto perifrástico” (tiempo pasado de εἰμί más un participio presente) da el mismo rango de significado.
1. Progresivo. Aquí, el aspecto imperfecto es obvio, y se representa bien con el imperfecto castellano.
καὶ ἔτιλλον οἱ μαθηταὶ αὐτοῦ καὶ ἤσθιον τοὺς στάχυας (Lc 6:1)
Y sus discípulos arrancaban espigas y las comían
Λάζαρος ἠσθένει (Jn 11:2)
Lázaro estaba enfermo
2. Incoativo. El contexto puede enfocarse en el inicio de la acción; las palabras “empezar a…” podrían ayudar.
καὶ ἦρεν τὸν κράβαττον αὐτοῦ καὶ περιεπάτει (Jn 5:9)
Y tomó su camilla y comenzó a andar
3. Iterativo. Se pueden expresar acciones repetidas o habituales con el imperfecto. “Solar” o “seguir” podría servir.
Κατὰ δὲ ἑορτὴν ἀπέλυεν αὐτοῖς ἕνα δέσμιον (Mc 15:6)
Y en la fiesta solía soltarles un preso
καὶ ἔλεγον, Χαῖρε, ὁ βασιλεὺς τῶν Ἰουδαίων (Jn 19:3)
Y siguieron diciéndole, “¡Viva el rey de los judíos!”
4. Conativo. El imperfecto se usa para expresar una acción procurada en el pasado, pero no llevada a cabo. A veces es apropiado agregar “procurar” o “tratar de”.
ἔπειθέν τε Ἰουδαίους καὶ Ἕλληνας (Hch 18:4)
Trataba a persuadir a judíos y a griegos
5. Desiderativo. Al utilizar el imperfecto, uno podría expresar sus propios deseos, de manera cortés o modesta. Ver también Ro 9:3, Gl 4:20, Flm 13.
Ἐβουλόμην καὶ αὐτὸς τοῦ ἀνθρώπου ἀκοῦσαι (Hch 25:22)
Yo también quisiera oír a ese hombre
Futuro indicativo
1. Futuro de Predicción. A menudo, se puede traducir el futuro como un Futuro Simple (“hará”), de vez en cuando como Progresivo (“estará haciendo”).
ὑμᾶς διδάξει πάντα (Jn 14:26)
Él os enseñará todas las cosas
οὐκ οἴδατε ὅτι οἱ ἅγιοι τὸν κόσμον κρινοῦσιν; (1 Co 6:2)
¿No sabéis que los santos juzgarán al mundo?
2. Volitivo. Tanto en griego como en español el verbo futuro puede significar un mandamiento, o una prohibición con οὐ.
Ἀγαπήσεις τὸν πλησίον σου ὡς σεαυτόν (Stg 2:8)
Amarás a tu prójimo como a ti mismo
3. Gnómico. El futuro puede describir algo que normalmente uno esperaría. Se traduce con el Futuro o el Condicional.
μόλις γὰρ ὑπὲρ δικαίου τις ἀποθανεῖται (Ro 5:7)
Ciertamente apenas morirá alguno por un justo
4. Deliberativo. Preguntas reales o retóricas (primer ejemplo) o intenciones (segundo ejemplo) pueden emplear el tiempo futuro.
Κύριε, πρὸς τίνα ἀπελευσόμεθα; (Jn 6:68)
Señor, ¿a quién iremos?
Ἀκολουθήσω σοι ὅπου ἐὰν ἀπέρχῃ (Lc 9:57)
¡Te seguiré adondequiera que vayas!
Aoristo indicativo
1. Histórico (Constativo, Narrativo). Aquí, el aoristo meramente dice que algo ha sucedido en un tiempo pasado relativo al autor, sin ningún énfasis particular sobre el inicio, fin o progreso. El perfecto castellano (“murió”) normalmente sirve.
καὶ ἔφαγον πάντες καὶ ἐχορτάσθησαν (Mt 15:37)
Y comieron todos y se saciaron
καὶ ἐπετίμησεν αὐτῷ ὁ Ἰησοῦς, καὶ ἐξῆλθεν ἀπʼ αὐτοῦ τὸ δαιμόνιον καὶ ἐθεραπεύθη ὁ παῖς (Mt 17:18)
Y le reprendió Jesús al demonio, el cual salió del muchacho; y este quedó sano
2. Incoativo. El autor puede enfatizar el principio de la acción.
Ἐσίγησεν δὲ πᾶν τὸ πλῆθος (Hch 15:12)
Y toda la multitud calló
3. Culminativo (Perfectivo). A veces el aoristo da el sentido casi igual al del perfecto griego. Probablemente, este es el significado del aoristo en Ro 3:23, “todos pecaron/todos han pecado.” En nuestro ejemplo, note el paralelo entre el Aoristo Culminativo ἔλαβον y el perfecto τετελείωμαι:
Οὐχ ὅτι ἤδη ἔλαβον ἢ ἤδη τετελείωμαι (Flp 3:12)
No que lo haya alcanzado ya, ni que ya haya llegado a la perfección
4. Epistolario. En una epístola, el autor presenta una acción presente o futura como si fuera pasada, como de hecho será para entonces cuando lean la carta. Traduzca al castellano con el perfecto compuesto.
Πεποιθὼς τῇ ὑπακοῇ σου ἔγραψα σοι (Flm 21; ver v. 12)
Te he escrito confiando en tu obediencia
5. Gnómico. Raro. El aoristo se usa para expresar una verdad o un proverbio atemporal (o sea, no necesariamente pasado), típicamente con un elemento de comparación. Traduzca como perfecto, perfecto compuesto o presente.
οὐδεὶς γάρ ποτε τὴν ἑαυτοῦ σάρκα ἐμίσησεν (Ef 5:29)
Pues nadie odió jamás a su propio cuerpo
6. Dramático. Raro. El aoristo expresa un estado mental recién alcanzado, o expresa un dato presente como si fuera pasado para dar un efecto dramático. Traduzca como presente.
Νῦν ἐδοξάσθη ὁ υἱὸς τοῦ ἀνθρώπου (Jn 13:31)
Ahora es glorificado el Hijo del hombre
Perfecto y pluscuamperfecto indicativo
El tiempo perfecto griego normalmente se refiere a un estado que existe en el presente, mientras que el pluscuamperfecto describe uno en el pasado relativo desde la perspectiva del orador/autor. El griego puede dar los mismos significados con la forma presente o imperfecta de εἰμί, más un participio perfecto. Hay sólo 86 pluscuamperfectos en el NT, y todos salvo tres están en los Evangelios y Hechos.
1. Intensivo. Aquí, el perfecto se traduce con la fuerza completa de su aspecto, es decir, enfatizando un estado y presumiendo una acción previa que resultó en ese estado. La frase “escrito está” (γέγραπται) es un ejemplo excelente de este uso. En el pluscuamperfecto “escrito estaba” podría captar el contexto (el segundo ejemplo usa el pluscuamperfecto pasivo de βάλλω).
θύρα γάρ μοι ἀνέῳγεν (1 Co 16:9)
Porque se me ha abierto una puerta (o está abierta una puerta)
πτωχὸς δέ τις ὀνόματι Λάζαρος ἐβέβλητο πρὸς τὸν πυλῶνα αὐτοῦ (Lc 16:20)
Y había también un mendigo llamado Lázaro, que estaba echado a la puerta de aquel
2. Culminativo. Mientras el Perfecto Intensivo enfatiza los resultados continuos, el Culminativo subraya la acción o acciones pasadas que produjeron los resultados que continuaron hasta el presente. El llamado “Perfecto Aorístico” cabría dentro de esta categoría, y se traduce como un Aoristo Histórico.
τὰ πάντα διαὐτοῦ καὶ εἰς αὐτὸν ἔκτισται (Col 1:16)
Todo fue creado por medio de él y para él
ὁ πατήρ μου ὃ δέδωκέν μοι πάντων μεῖζόν ἐστιν (Jn 10:29)
Mi Padre que me [las] ha dado, mayor que todos es
οἱ γὰρ μαθηταὶ αὐτοῦ ἀπεληλύθεισαν εἰς τὴν πόλιν (Jn 4:8)
Pues sus discípulos habían ido a la cuidad
Participios
Los participios son adjetivos verbales. Tienen las características del verbo y del adjetivo. Hay 6674 participios en el griego del Nuevo Testamento, superando los infinitivos por casi tres a uno. Aproximadamente una de cada 20 palabras es un participio; además, su importancia vale más que sus números. La interpretación y la clasificación de los participios es una de las tareas más importantes en la exégesis del Nuevo Testamento griego. Primero, identifique bien el participio con respecto a la forma (género, caso, número, tiempo, voz, modo, raíz); segundo, determine si el participio se debe clasificar como atributivo, sustantivado, predicativo, adverbial o suplementario.
Participios atributivos
Un participio atributivo funciona como el adjetivo. Se puede encontrar en cualquiera de las posiciones atributivas, y debe concordar con la palabra a la cual modifica con respecto a género, caso y número. En español, un pronombre relativo (que, quien, cual) puede ayudar en la traducción.
1. Participio en el Orden Nombre-Atributivo (NA; muy común)
ἀδελφοὶN ἠγαπημένοιA ὑπὸ τοῦ θεοῦ (1 Ts 1:4)
Hermanos amados de Dios
2. Participio en el Orden Atributivo-Nombre (AN; raro)
δυνάμεις μέλλοντοςA αἰῶνοςN (Heb 6:5)
Los poderes del mundo venidero
3. Participio en el Primer Orden Atributivo (LAN)
καὶ καθίσαντες ἐλαλοῦμεν ταῖςL συνελθούσαιςA γυναιξίνN (Hch 16:13)
Y nos sentamos y hablamos a las mujeres que se habían reunido
4. Participio en el Segundo Orden Atributivo (LNLA; más común que los del primer orden atributivo)
πόθεν οὖν ἔχεις τὸL ὕδωρN τὸL ζῶνΑ; (Jn 4:11)
¿De dónde, pues, tienes el agua viva?
ἴδε ὁL ἀμνὸςN τοῦ θεοῦ ὁL αἴρωνA τὴν ἁμαρτίαν τοῦ κόσμου (Jn 1:29)
¡Este es el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo!
5. Participios en el Tercer Orden Atributivo (NLA; a menudo cuando el sustantivo es un propio nombre)
ΣίμωνN L λεγόμενοςA Πέτρος (Mt 10:2)
Simón, llamado Pedro
Participios sustantivados
Como adjetivo verbal, el participio puede servir como un sustantivado:
Adjetivo Sustantivado—ὁ καλός (el buen hombre)
Participio Sustantivado—ὁ ἐρχομενος (el que viene)
Hay casi 1600 de estos en el NT. La mayoría son participios presentes, pero los sustantivados no dan ninguna información sobre el tiempo de la acción. Con frecuencia, se traducen con pronombres relativos (quien, que, cual). Un participio sustantivado puede tener cualquiera función del sustantivo: Sujeto, Objeto de la Preposición, Dativo de Referencia, etc.
1. Articular. Normalmente, el participio sustantivado tendrá el artículo:
ὁ πιστεύων εἰς τὸν υἱὸν ἔχει ζωὴν (Jn 3:36)
El que cree en el Hijo tiene vida (Sujeto del Verbo)
οὗτός ἐστιν ὁ βαπτίζων ἐν πνεύματι ἁγίῳ (Jn 1:33)
Ese es el que bautiza con Espíritu Santo (Predicado Nominal)
ἔλεγον οὖν οἱ Ἰουδαῖοι τῷ τεθεραπευμένῳ (Jn 5:10)
Entonces los judíos dijeron a aquel que había sido sanado (Obj. Ind.)
2. Sin Artículo. De vez en cuando, un participio sustantivado no tendrá artículo (pero, primero, ¡tenga cuidado de que sí es sustantivado y no adverbial!):
ἐπηρώτων δὲ αὐτὸν καὶ στρατευόμενοι… (Lc 3:14)
Y le preguntaron unos quienes servían como soldados
Participios predicativos
Estos participios están en el predicado. Los participios presentes y perfectos predominan. Si hay un verbo copulativo, su tiempo determina el tiempo de la oración. Los participios predicativos nunca llevan artículo y concuerdan con el sujeto en género, caso (usualmente, nominativo) y número.
1. Perifrástico
Καὶ ἦσαν οἱ μαθηταὶ Ἰωάννου καὶ οἱ Φαρισαῖοι νηστεύοντες (Mc 2:18)
Y los discípulos de Juan y los de los fariseos estaban ayunando
Ἦν δὲ καὶ ὁ Ἰωάννης βαπτίζων ἐν Αἰνὼν (Jn 3:23)
Y Juan también bautizaba en Enón
2. Adjetivo Predicativo con un Verbo Copulativo. Se parece al Perifrástico; la diferencia es que este tipo funciona como un adjetivo, mientras el Perifrástico como un verbo.
καὶ ἦν ὁ Ἰωάννης ἐνδεδυμένος τρίχας καμήλου (Mc 1:6)
Y Juan estaba vestido de pelo de camello
ἀλλʼ ἦν αὐτῶν ἡ καρδία πεπωρωμένη (Mc 6:52)
Sin embargo, estaban endurecidos sus corazones
3. Posición del Predicativo Segundo (LNA). Raro. El Primer Orden Predicativo (participio + artículo + sustantivo) no aparece en el NT.
καὶ κατελείφθη μόνος, καὶ ἡ γυνὴ ἐν μέσῳ οὖσα (Jn 8:9)
Y solo quedaron Jesús y la mujer que estaba en medio
Participios adverbiales
Prueba: εἰπων ἀπῆλθεν__________, salió
Circunstancial—habiendo hablado o habló y…
Temporal—cuando (después, luego) había hablado, al hablar
Causal—pues había hablado
Condicional—si había hablado
De concesión—aunque había hablado
De medios—por hablar
Modal—hablando
De propósito—para hablar
Los participios adverbiales tienen que concordar en género, caso y número con el sujeto (sea explícito o implícito) del verbo principal. Se llaman “adverbiales” porque modifican un verbo. Describen las circunstancias bajo las cuales sucede la acción. En el primer año del estudio del griego, se dice al estudiante que traduzca el participio adverbial con las palabras “habiendo hecho” o “haciendo”, pero estos participios se usaban con mucho más matiz. Modifican el verbo principal en una de las siguientes direcciones, para las cuales damos una traducción castellana modelo.
Su relación con el verbo principal se define por el contexto y por el significado de la palabra. Seguiremos una oración modelo a través de las distintas posibilidades de traducción, subrayando unas palabras claves. Note que el gerundio normalmente NO es la mejor interpretación del participio griego.
Pregunta. ¿Cómo saber de cuál manera debe traducirse?
Respuesta. ¡Busque el contexto! ¿Señala el autor una clara intención?
Pregunta. ¿Y si parece que varias posibilidades podrían servir? ¿Qué hacer si no puedo decidir entre Circunstancial, Temporal y Causal? Respuesta. En ese caso, concluimos que el autor no ha señalado una clara intención; la mejor opción es dejarlo vago, es decir, dejarlo en la categoría general de Circunstancial. Una pauta razonable es emplear el de Circunstancial como la traducción prudente y rutina, si la oración no indica otra.
EJEMPLOS, con traducciones muy literales:
1. Adverbial Circunstancial. Responde a “¿qué sucedió más allá de la acción del verbo principal?”
ἐκβαλὼν δὲ ἔξω πάντας ὁ Πέτρος προσηύξατο (Hch 9:40)
Y, sacando a todos, Pedro oró
Note: traducir esto como Adverbial Temporal (“después de sacarlos a todos, Pedro oró”) es enfatizar la secuencia de acciones más de lo que hace el autor de Hechos. Si el contexto pusiera énfasis en el horario de Pedro (por ej., si v. 39 tuviera la pregunta, “¿cuándo exactamente oró Pedro”?), por consiguiente un Adverbial Temporal podría ser apropiado.
2. Adverbial Temporal. Responde a “¿cuándo sucedió la acción del verbo principal?”
ἰδόντες δὲ τὸν ἀστέρα ἐχάρησαν (Mt 2:10)
Y al ver la estrella, se regocijaron
σὺ δὲ νηστεύων ἄλειψαί σου τὴν κεφαλὴν (Mt 6:17)
Y cuando ayunes, unge tu cabeza (ver el paralelo en v. 16Ὅταν δὲ νηστεύητε…)
3. Adverbial Causal. Responde a “¿por cuál razón sucedió la acción del verbo principal?”
ἡμεῖς δὲ ἡμέρας ὄντες νήφωμεν (1 Ts 5:8)
Pues somos del día, seamos sobrios
4. Adverbial Condicional. Responde a “¿qué condición se da para que suceda la acción del verbo principal?” A veces sirve como la prótasis de una oración condicional.
θερίσομεν μὴ ἐκλυόμενοι (Gl 6:9)
A su tiempo segaremos, si no desmayamos
5. Adverbial de Concesión. Responde a “¿a pesar de qué sucedió la acción del verbo principal?”
τυφλὸς ὢν ἄρτι βλέπω (Jn 9:25)
Habiendo yo sido ciego, ahora veo
6. Adverbial de Medios (Instrumental). Responde a “¿por cuál medio sucedió la acción del verbo principal?”
τίς δὲ ἐξ ὑμῶν μεριμνῶν δύναται προσθεῖναι ἐπὶ τὴν ἡλικίαν αὐτοῦ πῆχυν ἕνα; (Mt 6:27)
¿Y quién de vosotros, angustiándose, puede añadir a su estatura un codo?
7. Adverbial Modal. Responde a “¿de qué manera sucedió la acción del verbo principal?” Posiblemente ὡς lo precede.
ἀκούσας δὲ ὁ νεανίσκος τὸν λόγον ἀπῆλθεν λυπούμενος (Mt 19:22)
Y al oír el joven esta palabra, se fue añorando
8. Adverbial de Propósito. Responde a “¿para qué sucedió la acción del verbo principal?”
ἴδωμεν εἰ ἔρχεται Ἠλίας σώσων αὐτόν (Mt 27:49)
Veamos si viene Elías para librarlo
9. Adverbial de Pleonasmo. Ocurre cuando un participio de hablar (tales como λεγῶν o ἀποκριθείς) sigue otro verbo de hablar, e introduce lo que se dice. Es muy común en las secciones narrativas del NT.
καὶ ἐκήρυσσεν λέγων, Ἔρχεται ὁ ἰσχυρότερός μου… (Mc 1:7)
Y predicaba, diciendo: Viene el que es más poderoso que yo…
καὶ ἐπετίμησεν αὐτῷ ὁ Ἰησοῦς λέγων, Φιμώθητι... (Mc 1:25)
Y Jesús lo reprendió, diciendo: Cállate...
10. Adverbial de Mandato (Imperativo). Raro. Un participio nominativo es el verbo principal de la oración, y se traduce como un imperativo. Parece que este tipo de participio alude a un modo imperativo antes en el contexto, y quizás es sencillamente su participio adverbial.
ἀποστυγοῦντες τὸ πονηρόν, κολλώμενοι τῷ ἀγαθῷ (Ro 12:9)
Aborreced lo malo, seguid lo bueno
11. Genitivo Absoluto (Participio Genitivo Circunstancial); también Acusativo Absoluto. Un participio genitivo aoristo o presente, más un sustantivo genitivo son los elementos básicos de la frase genitiva absoluta. El Genitivo Absoluto o (1) provee un contexto para el verbo finito de la oración, o (2) alude a una persona o cosa ya mencionada. El sustantivo genitivo tendrá otra referencia que la del sujeto de la cláusula principal. Tradúzcalo como una cláusula dependiente en que el participio funciona como el verbo y el genitivo como su sujeto. Normalmente se traduce como un Adverbial Temporal, pero de hecho cualquiera de las relaciones adverbiales se pueden expresar. Hay unos cientos de ejemplos en el NT.
[Ταῦτα αὐτοῦ λαλοῦντος] πολλοὶ ἐπίστευσαν εἰς αὐτόν (Jn 8:30)
[Al hablar él estas cosas], muchos creyeron en él
[Τοσαῦτα δὲ αὐτοῦ σημεῖα πεποιηκότος ἔμπροσθεν αὐτῶν] οὐκ ἐπίστευον εἰς αὐτόν (Jn 12:37)
[Pero a pesar de que había hecho tantas señales delante de ellos], no creían en él (Genitivo Absoluto de concesión)
Participios complementarios
Así se llaman porque acompañan otro verbo y completan su sentido.
1. Complementario del Verbo de Ver o Percibir. Los verbos de los sentidos (ver, oír) y percepción mental a menudo toman un objeto directo al cual se pega un participio en concordancia. Se distingue este fenómeno común del de Discurso Indirecto con Participio (ver bajo), que sería traducido con “que.”
ἤκουσεν φωνὴν λέγουσαν αὐτῷ (Hch 9:4)
Oyó una voz, diciéndole
θεωροῦσιν τὸν Ἰησοῦν περιπατοῦντα ἐπὶ τῆς θαλάσσης (Jn 6:19)
Vieron a Jesús andando sobre el mar
2. Complementario de un Verbo Vago. Ciertos verbos sirven sólo para introducir un participio. Son verbos que significan “empezar,” “seguir,” “parar,” “regocijarse,” “ser desagradado con,” “suceder,” “percibir,” “parecer” y “buscar.”
οὐ παύομαι εὐχαριστῶν ὑπὲρ ὑμῶν (Ef 1:16)
No ceso de dar gracias por vosotros
ἐτέλεσεν ὁ Ἰησοῦς διατάσσων τοῖς δώδεκα μαθηταῖς αὐτοῦ (Mt 11:1)
Jesús terminó de dar instrucciones a sus doce discípulos
3. Discurso Indirecto con Participio (ver bajo, Discurso Indirecto). Raro.
πᾶν πνεῦμα ὃ ὁμολογεῖ Ἰησοῦν Χριστὸν ἐν σαρκὶ ἐληλυθότα ἐκ τοῦ θεοῦ ἐστιν (1 Jn 4:2)
Todo espíritu que confiesa que Jesucristo ha venido en carne, es de Dios
Infinitivos
Los infinitivos son sustantivos verbales. Como verbos, tienen tiempo y voz, y pueden tomar sujetos y objetos; como sustantivos, pueden funcionar como nombres. En el NT, más o menos uno de siete infinitivos tiene el artículo definido neutro. No es productivo, sin embargo, procurar clasificar los infinitivos por si son articulares o no. Normalmente, el sujeto del infinitivo tendrá el mismo sujeto del verbo principal. No obstante, cuando un infinitivo toma un sujeto distinto, ese sujeto será en el caso acusativo.
Muchos infinitivos se traducen como infinitivos castellanos: λαβεῖν, llevar; φιλεῖν, amar, etc. En otras ocasiones, se pueden traducir como participios o aun como verbos indicativos.
1. Complementario (Infinitivo como Objeto). El uso más común con mucho. Un infinitivo se puede utilizar con un verbo de poder, desear, comenzar, deber, saber, procurar, buscar, evitar, pedir, permitir, impedir, merecer, estar obligado, etc. Complementa o completa la idea iniciada por ese verbo.
καὶ τίς δύναται σωθῆναι (Mc 10:26)
¿Quién, pues, podrá ser salvo?
εἴ τις θέλει πρῶτος εἶναι, ἔσται πάντων ἔσχατος (Mc 9:35)
Si alguno quiere ser el primero, será el último de todos
2. Discurso Indirecto con Infinitivo. El sujeto será en el caso acusativo, y el infinitivo quizás se traduce por un verbo indicativo. Se encuentra siempre sin el artículo definido.
ὁ λέγων ἐν αὐτῷ μένειν (1 Jn 2:6)
El que dice que permanece en él
οἵτινες λέγουσιν ἀνάστασιν μὴ εἶναι (Mc 12:18)
Los que dicen que no hay resurrección
3. Sustantivado. Funciona como el sustantivo, como el sujeto u objeto del verbo.
Μηδενὶ μηδὲν ὀφείλετε, εἰ μὴ τὸ ἀλλήλους ἀγαπᾶν (Ro 13:8)
No debáis a nadie nada, sino el amaros unos a otros
καλόν ἐστίν σε εἰσελθεῖν εἰς τὴν ζωὴν χωλὸν (Mc 9:45)
Mejor te es entrar en la vida cojo (el infinitivo es el subjeto de ἐστίν, καλόν es su adjetivo predicativo neutro)
Ἠλίαν δεῖ ἐλθεῖν πρῶτον (Mt 17:10)
Elías debe venir primero
4. Epexegético (Aposición). El infinitivo puede explicar más los adjetivos, sustantivos y pronombres. De esta manera se diferencia del Infinitivo Complementario, que complementa los verbos.
ὃ ἐπήγγελται δυνατός ἐστιν καὶ ποιῆσαι (Ro 4:21)
Es también poderoso para hacer todo lo que había prometido (complementa el adjetivo predicativo δυνατός)
ὁ ἁγιασμὸς ὑμῶν, ἀπέχεσθαι ὑμᾶς ἀπὸ τῆς πορνείας (1 Ts 4:3)
Vuestra santificación: que os apartéis de fornicación (complementa al sustantivo ἁγιασμὸς)
θρησκεία καθαρὰ...αὕτη ἐστίν, ἐπισκέπτεσθαι ὀρφανοὺς καὶ χήρας (Stg 1:27)
La religión pura...es esta: visitar a los huérfanos y a las viudas (complementa el pronombre αὕτη)
5. Temporal. El infinitivo puede seguir una preposición (πρὸ τοῦ o πρίν o πρὶν ἢ = antes; ἐν τῷ = mientras; μετὰ τό = luego; ἕως τοῦ = hasta), y normalmente se traduce como un verbo indicativo.
πρὶν ἢ συνελθεῖν αὐτοὺς εὑρέθη ἐν γαστρὶ ἔχουσα (Mt 1:18)
Antes de vivir juntos se halló que había concebido
μετὰ τὸ ἐγερθῆναί με προάξω ὑμᾶς εἰς τὴν Γαλιλαίαν (Mc 14:28)
Después que haya resucitado, iré delante de vosotros a Galilea.
6. Propósito. El infinitivo de propósito puede quedarse solo, o puede seguir τοῦ, εἰς τό, πρὸς τό, ὥστε o ὡς.
Ἄνθρωποι δύο ἀνέβησαν εἰς τὸ ἱερὸν προσεύξασθαι (Lc 18:10)
Dos hombres subieron al Templo a orar
ἤλθομεν προσκυνῆσαι αὐτῷ (Mt 2:2)
venimos a adorarlo
7. Resultado. El infinitivo de resultado puede aparecer solo, o puede seguir τοῦ, εἰς τό, πρὸς τό o ὥστε. Hay que consultar con el contexto para afirmar que el autor querría decir un infinitivo de propósito o de resultado; en algunas instancias, son casi indistinguibles (como en el segundo ejemplo).
ἡ πίστις ὑμῶν ἐξελήλυθεν, ὥστε μὴ χρείαν ἔχειν ἡμᾶς λαλεῖν τι (1 Ts 1:8)
Vuestra fe en Dios se ha extendido, de modo que nosotros no tenemos necesidad de hablar nada
σκοτισθήτωσαν οἱ ὀφθαλμοὶ αὐτῶν τοῦ μὴ βλέπειν (Ro 11:10)
Sean oscurecidos sus ojos para no ver
8. Causa. Típicamente este infinitivo sigue διὰ τό se traduce “como, porque, etc.” más un verbo indicativo.
καὶ διὰ τὸ μὴ ἔχειν ῥίζαν ἐξηράνθη (Mc 4:6)
Y como no tenía raíz, se secó
9. Imperativo. Un infinitivo puede presentarse solo como el verbo principal, cuando se emplea como mandato. Hay pocos ejemplos en el NT, y de hecho es posible juzgar que esos son Infinitivos Complementarios o de Discurso Indirecto, conectados con verbos implícitos. Tradúzcalos como imperativos.
χαίρειν μετὰ χαιρόντων, κλαίειν μετὰ κλαιόντων (Ro 12:15)
Gozaos con los que se gozan; llorad con los que lloran
Mandatos
Hay más de 1600 modos imperativos en el NT, casi todos en el tiempo presente y aoristo; además, hay cuatro imperativos perfectos. El modo imperativo no comunica tiempo relativo, aunque el mandato sí tenga que ver con tiempo una vez que se hable. La diferencia es una de aspecto: ¿qué tipo de acción manda quien habla?
Tenga cuidado porque los exegetas a menudo manejan mal el modo imperativo. Hace un tiempo, era la costumbre interpretar el imperativo presente como si significara “siga haciendo/deje de hacer,” mientras el aoristo supuestamente significara “empiece/no empiece a hacer.” Ahora, sabemos que esto es insostenible. Se entiende, por ejemplo, que el imperativo aoristo en Ro 6:13 (ἀλλὰ παραστήσατε ἑαυτοὺς τῷ θεῷ) NO debe traducirse como “empezad a presentaros vosotros mismos a Dios,” con la implicación de que no lo hacen ahora. ¡El tiempo aoristo no es prueba de ninguna falta de compromiso!
Hablando ampliamente, podemos decir que los mandatos presentes dan instrucciones generales o capaces de repetición, mientras los mandatos aoristos dan direcciones específicas. Hay muchas excepciones: por ejemplo, algunos verbos toman un tiempo u otro por convención, no por ninguna decisión consciente; también, las prohibiciones de la tercera persona favorecen el tiempo aoristo cinco a uno. Si tiene dudas, sencillamente traduzca el mandato griego como un mandato castellano, y deje el resto al contexto.
EJEMPLOS:
λογίζεσθε ἑαυτοὺς εἶναι νεκροὺς τῇ ἁμαρτίᾳ (Ro 6:11)
Vosotros consideraos muertos al pecado
ἀσπάσασθε Ἀπελλῆν (Ro 16:10)
Saludad a Apeles
Comentarios: el primer ejemplo es un mandato que se debe practicar como un estilo de vida. Pablo usa el imperativo presente, que es más natural en el caso del mandato aplicable en general. El segundo ejemplo es más una dirección específica: “¡Saludad a este hombre, por favor!”
Prohibiciones
Un mandato negativo se llama prohibición. Puede expresarse:
Tiempo presente - μή más el imperativo presente
Tiempo aoristo - μή más el subjuntivo aoristo; también, hay un puñado de prohibiciones de aoristo con el modo imperativo aoristo
Ejemplo 1: καὶ μὴ συσχηματίζεσθε τῷ αἰῶνι τούτῳ, ἀλλὰ μεταμορφοῦσθε τῇ ἀνακαινώσει τοῦ νοός (Ro 12:2)
Un tradicionalista tendría que traducir esto como “cesad de conformaros a este mundo, sino seguid transformándoos por medio de la renovación de vuestro entendimiento.” No obstante, ¿hay evidencia contextual para sostener la idea de que los romanos ya se conformaban a este mundo cuando Pablo les escribió? Es mejor traducir esto como lo hace RVR 1995, “No os conforméis a este mundo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento”—que es precisamente lo que dice el griego—y dejar que el contexto le informe de si los romanos tenían problemas con la mundanería o no.
Ejemplo 2: ὁ ἐσθίων τὸν μὴ ἐσθίοντα μὴ ἐξουθενείτω (Ro 14:3)
Traduzca este imperativo presente como “El que come de todo no menosprecie al que no come.” Traducirlo como “que cese de menospreciar,” es interpretar el griego más de la cuenta.
Nota adicional: Tenga cuidado de no identificar mandatos completamente con el modo imperativo. Más allá del subjuntivo aoristo de prohibición, es posible expresar mandatos por medio de otros subjuntivos, participios adverbiales, o hasta el indicativo futuro: Ἀγαπήσεις τὸν πλησίον σου ὡς σεαυτόν (Ro 13:9) = “Amarás a tu prójimo como a ti mismo.”
Discurso directo e indirecto
Discurso Directo (oratio recta)—Discurso Directo es una cita de lo que se dijo; en castellano, utilizaríamos comillas. Es mucho más frecuente que Discurso Indirecto. Discurso Indirecto le relata al lector lo que se ha dicho, excepto que lo hace indirectamente. Mateo ofrece un ejemplo lindo de cómo difieren:
Directo: μὴ οὖν μεριμνήσητε λέγοντες, [Τί φάγωμεν; , Τί πίωμεν;] (Mt 6:31)
No os angustiéis, pues, diciendo: “¿Qué comeremos, o qué beberemos?”
Indirecto: μὴ μεριμνᾶτε τῇ ψυχῇ ὑμῶν [τί φάγητε ἢ τί πίητε] (Mt 6:25)
No os angustiéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber
Discurso Indirecto y Directo son distinguibles por el contexto, y a veces por el cambio de persona (note cómo Mt alterna entre la primera y la segunda persona).
Discurso Indirecto (oratio obliqua) es precedido por un verbo de decir, mostrar, pensar, recordar, creer, ver, oír, percibir, gustar, etc. Hay tres construcciones de Discurso Indirecto en el NT, en orden descendente de frecuencia: (1) ὅτι más el verbo indicativo; (2) un infinitivo, quizás con su propio sujeto en el caso acusativo; (3) un participio acusativo (raro). Consideraban el Discurso Indirecto con el infinitivo (2) de un estilo literario más alto. En Discurso Indirecto, siempre se conserva el tiempo griego del dicho original. Se traduce el verbo (o el participio o el infinitivo) como un verbo indicativo castellano, precedido con “que.” El tiempo verbal castellano a menudo será diferente del griego, pues la gramática castellana no conserva el tiempo verbal del dicho original.
Para ilustrar las tres formas de Discurso Indirecto, miramos Jn 4:19, donde la mujer samaritana dice:
Κύριε, θεωρῶ [ὅτι προφήτης εἶ σύ]
Señor, veo que tú eres profeta
Ella podía hacer la misma observación con cualquiera de estas formas:
Κύριε, θεωρῶ σε εἶναι προφήτην
Κύριε, θεωρῶ σε ὄντας προφήτην
EJEMPLOS:
ὅτι con el indicativo
οὐκ ἔγνωσαν [ὅτι τὸν πατέρα αὐτοῖς ἔλεγεν] (Jn 8:27)
Pero no entendieron que les hablaba del Padre
ἐκεῖνοι δὲ ἔδοξαν [ὅτι περὶ τῆς κοιμήσεως τοῦ ὕπνου λέγει] (Jn 11:13)
Pero ellos pensaron que hablaba del reposar del sueño
Infinitivo
πεπεισμένος γάρ ἐστιν [ Ἰωάννην προφήτην εἶναι] (Lc 20:6)
Por que están persuadidos de que Juan era profeta
οἳ λέγουσιν [αὐτὸν ζῆν] (Lc 24:23)
Quienes dicen que él vive
Participio
ἀκούομεν γάρ [τινας περιπατοῦντας ἐν ὑμῖν ἀτάκτως] (2 Ts 3:11)
Pues oímos que algunos de entre vosotros andan desordenadamente
ἀκούσας δὲ Ἰακὼβ [ὄντα σιτία εἰς Αἴγυπτον]… (Hch 7:12)
Y oyó Jacob que había trigo en Egipto...
NOTE: una declaración como la que se encuentra en Jn 10:12 no es Discurso Indirecto. Es un Participio Complementario del Verbo de Ver o Percibir.
θεωρεῖ τὸν λύκον ἐρχόμενον (Jn 10:12)
Ve venir al lobo
Preguntas Indirectas. Las preguntas también se pueden trasformar a Discurso Indirecto. En castellano, uno encuentra la forma interrogativa del pronombre, es decir, con la tilde.
καὶ ἦλθον ἰδεῖν [τί ἐστιν τὸ γεγονός] (Mc 5:14)
Y la gente salió a ver qué era aquello que había sucedido
Mandatos Indirectos. Son introducidos con un verbo de mandar, y se forman con el infinitivo, o con ἵνα o ὅπως más el subjuntivo:
καὶ παρήγγειλεν αὐτοῖς [ἵνα μηδὲν αἴρωσιν εἰς ὁδὸν] (Mc 6:8)
Y les mandó que no llevaran nada para el camino
Oraciones condicionales
Una oración condicional dice que “Si x es verdadero, entonces, y también es verdadero.” Hay más de 600 oraciones condicionales completas en el NT, y muchas que son incompletas. Se encuentran tres clases de oración condicional en el NT Griego. Cada clase tiene características formales, tanto en la sección de “si” (o “prótasis,” la cual contiene ἐαν o εἰ como “si”) y en la sección de “entonces” (o “apódosis”). Cualquiera cláusula puede estar primera. Uno determina el tiempo de la acción de la prótasis por el contexto.
I. Condición de Primera Clase: Condición Simple (c. 300 ejemplos en el NT). Esta clase hace una conexión lógica entre dos cláusulas: SI eso es verdadero, ENTONCES esto también es verdadero.
Forma:
Prótasis = εἰ + verbo en cualquier de los tiempos indicativos

Apódosis = verbo en cualquier tiempo y modo
A veces el escritor/orador cree que la prótasis es verdadera o real (primer ejemplo). Sin embargo, y contrario a la idea popular, la prótasis NO siempre se supone como la verdad; quizás la depara simplemente por el argumento (segundo ejemplo):
εἰ οὖν συνηγέρθητε τῷ Χριστῷ, τὰ ἄνω ζητεῖτε (Col 3:1)
Prótasis: SI, pues, habéis resucitado con Cristo,
Apódosis: buscad las cosas de arriba
εἰ δὲ ἀνάστασις νεκρῶν οὐκ ἔστιν, οὐδὲ Χριστὸς ἐγήγερται (1 Co 15:13)
Prótasis: y SI no hay resurrección de muertos,
Apódosis: tampoco Cristo resucitó
II. Condición de Segunda Clase: Condición Contraria al Hecho (c. 40 ejemplos en el NT). Esta clase plantea una condición hipotética: SI eso fuera el caso, ENTONCES esto también sería verdadero.
Forma:
Prótasis = εἰ + verbo en un tiempo pasado, modo indicativo

Apódosis = ἄν + verbo en un tiempo pasado, modo indicativo

Partículas Negativas:
la prótasis casi siempre emplea μή;


la apódosis siempre emplea οὐ
εἰ ἐκ τοῦ κόσμου ἦτε, ὁ κόσμος ἂν τὸ ἴδιον ἐφίλει (Jn 15:19)

Prótasis: Si fuerais del mundo,

Apódosis: el mundo amaría lo suyo
Tradicionalmente, pensaban que el imperfecto refería al presente (“si usted fuera”) y el aoristo y pluscuamperfecto al pasado (“si usted hubiera sido”). Resulta ahora que esto es difícil demostrarlo; en cualquier caso, el contexto debe tener la última palabra.
III. Condición de Tercera Clase: Condición Futura (c. 300 ejemplos en el NT). A menudo se llama Futura Más Probable; pero, de hecho, Condición de Tercera Clase no indica ningún grado de probabilidad para la prótasis.
Forma:
Prótasis = ἐαν + verbo subjuntivo

Apódosis = verbo en cualquier tiempo y modo
El contexto mostrará si cualquiera Condición de Tercera Clase es una Condición General (primer ejemplo), o si es una Condición Futura Específica (segundo ejemplo). Condiciones Generales son mucho más frecuentes.
τυφλὸς δὲ τυφλὸν ἐὰν ὁδηγῇ, ἀμφότεροι εἰς αόθυνον πεσοῦνται (Mt 15:14)
Prótasis: y SI el ciego guía al ciego,
Apódosis: ambos caerán en el hoyo
καὶ ἐὰν πορευθῶ καὶ ἑτοιμάσω τόπον ὑμῖν, πάλιν ἔρχομαι (Jn 14:3)
Prótasis: y SI me voy y os preparo lugar,
Apódosis: vendré otra vez
IV. Condición de Cuarta Clase: Condición Futura Menos Probable (no existe ningún ejemplo completo en el NT).
Forma:
Prótasis = εἰ + optativo

Apódosis = ἄν + optativo
Cláusulas
Una cláusula es un grupo de palabras que contiene un sujeto y un predicado. Las cláusulas son portadores importantes de significado en una oración, y el exegeta debe ponerles mucha atención.
Relaciones estructurales
1. Cláusulas Independientes dan un mensaje completo.
Ejemplos:
El perro cazó la pelota.

A pesar de la lluvia, el perro cazó la pelota.
2. Cláusulas Dependientes son subordinadas a alguna cláusula independiente.
Ejemplos:
Debido a la lluvia, el perro se quedó en la casa.

Cuando hace lluvia, hay moho en el jardín.
Variedad de cláusulas dependientes
Las cláusulas independientes típicamente no son complicadas. Las dependientes vienen en muchas formas, cada una le confiere a la cláusula independiente un matiz especial. En muchos casos, estas cláusulas se introducen por palabras especiales. La cláusula completa aparece entre corchetes.
1. Cláusulas Relativas se introducen con ὅς o ὅστις (quien, que, cual) u otras combinaciones con ὅς. Funcionan como sustantivos o adjetivos.
μνημονεύετε τοῦ λόγου [οὗ ἐγὼ εἶπον ὑμῖν] (Jn 15:20)
Acordaos de la palabra que yo os he dicho
[ὃς γὰρ οὐκ ἔστιν καθʼ ἡμῶν], ὑπὲρ ἡμῶν ἐστιν (Mc 9:40)
Pues el que no es contra nosotros, por nosotros es
2. Cláusulas Causales se presentan por γάρ, ὅτι, διότι, καθότι, ἐπεί, ἐπειδή, ὅθεν, ἐφʼ ὅσον, ἀνθʼ ὧν, οὗ χάριν, ὥς, καθώς, infinitivos de causa y participios adverbiales de causa. Presentan la razón de la acción del verbo principal.
[ὅτι ἐγὼ ζῶ] καὶ ὑμεῖς ζήσετε (Jn 14:19)
Porque yo vivo, vosotros también viviréis
3. Cláusulas Comparativas se presentan por ὡς, ὡσεί, ὥσπερ, ὡσπερεί, κατά, κάθως, καθότι, καθώσπερ, καθάπερ, y ὃν τρόπον. Introducen una analogía, y así aclaran otra idea en la oración.
παραστήσατε ἑαυτοὺς τῷ θεῷ [ὡσεὶ ἐκ νεκρῶν ζῶντας] (Ro 6:13)
Presentaos vosotros mismos a Dios como vivos de entre los muertos
4. Cláusulas Locales se presentan por οὗ, ὅπου y ὅθεν. Responden a la pregunta “¿dónde?”
ἦν ἔτι ἐν τῷ τόπῳ [ὅπου ὑπήντησεν αὐτῷ ἡ Μάρθα] (Jn 11:30)
Estaba en el lugar donde Marta lo había encontrado
5. Cláusulas Temporales se presentan por ὅτε, πρίν, ἕως, ὡς, ὅταν, ἕως οὗ, ἄχρι οὗ, ἀφʼ οὗ, ἐφʼ ὅσον, μέχρι, μέχρι οὗ, πρὸ τοῦ, infinitivos de tiempo y participios adverbiales de tiempo. Responden a la pregunta “¿cuándo?”
[καὶ ὅτε ἀνέτειλεν ὁ ἣλιος] ἐκαυματίσθη (Mc 4:6)
Y cuando salió el sol se quemó
6. Cláusulas de Propósito se presentan por ἵνα, ὅπως, ἵνα μή, μή, μήποτε, μήπως, infinitivos de propósito y participios adverbiales de propósito. Responden a la pregunta “¿para qué?”
προσηύξαντο περὶ αὐτῶν [ὅπως λάβωσιν πνεῦμα ἅγιον] (Hch 8:15)
Oraron por ellos para que recibieran el Espíritu Santo
7. Cláusulas de Resultado se presentan por ὅτι, ὥστε, ἵνα, infinitivos de resultado y participios adverbiales de resultado. Responden a la pregunta “¿en qué resulta?”
οὕτως γὰρ ἠγάπησεν ὁ θεὸς τὸν κόσμον, [ὥστε τὸν υἱὸν τὸν μονογενῆ ἔδωκεν] (Jn 3:16)
Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito...
8. Cláusulas Condicionales se presentan por εἰ, ἐάν y participios adverbiales de condición. Ver los ejemplos bajo Oraciones Condicionales.
9. Cláusulas de Concesión se presentan por εἰ, ἐάν, καὶ ἐάν, κἄν, καίπερ, καίτοι y participios adverbiales de concesión. Responden a la pregunta “¿a pesar de qué sucede la oración?”
ὁ πιστεύων εἰς ἐμὲ [κἂν ἀποθάνῃ] ζήσεται (Jn 11:25)
El que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá
10. Cláusulas Sustantivas se presentan por ὅτι, ἵνα, μή (con ciertos verbos de temer, etc.), participios atributivos e infinitivos sustantivados. Funcionan exactamente como sustantivos.
αὕτη δέ ἐστιν ἡ κρίσις, [ὅτι τὸ φῶς ἐλήλυθεν εἰς τὸν κόσμον] (Jn 3:19)
Y esta es la condenación: la luz vino al mundo
Βλέπετε [μή τις ὑμᾶς πλανήσῃ] (Mc 13:5)
Mirad que nadie os engañe
L “el, la, los, las” (o sea, el artículo definido)
A adjetivo o participio atributivo
N nombre u otro sustantivo
________________________________________________________________________

LECCIÓN III

________________________________________________________________________

Publicar un comentario en la entrada
https://story.ad/site/file_download/smartpublicity1467919561neTNIrOs.html